19 de febrero de 2007

Carnaval de Venecia


Ven hasta mi, belleza silenciosa,
talismán de un planeta no vivido,
imagen del ayer y del mañana
que influye en las mareas y los versos;
ven hasta mi y tus labios y tus ojos
y tus manos me salven de morir.

Pere Gimferrer

5 comentarios:

Campurriana dijo...

Venecia, una ciudad a la que me gustaría volver...del mismo modo en que se disfruta cuando pasa el tiempo, sin prisas, saboreando cada uno de los cuadros que se pintan frente a la mirada, con góndolas, plazas, torres y mucho arte en esas calles llenas de magia...

El mendigo dijo...

Decadente y falso.

Donde esté el de Laza...

Campurriana dijo...

Que sepas que ha vuelto a resurgir...

Todavía no he visto disfraces tan trabajados por aquí...claro que en Orense tienen otro encanto...

A ver si te pica alguna hormiguita...

:)

Raíña Loba dijo...

El de Laza está dirigido al turismo, ya no es natural. Ni tampoco el de Viana.
Para encanto el que había en mi pueblo.

Que sean dos las hormiguitas... Je,je,je..

Me ha encantado "ven hasta mi y tus labios y tus ojos y tus manos me salven de morir". Aunque no quiera me hacen ver la necesidad que puedo llegar a tener de una persona, el dolor puede ser físico.

Campurriana dijo...

Raiña, últimamente todo este tipo de festividades en lugares un poco grandes pasa a ser reclamo turístico también...
De todas formas, no se me quitan las ganas de ponerme una máscara y un vestido de época para pasearme por San Marcos...

Seguro que en sitios como tu pueblecito, siguen conservando esas costumbres sin ese espíritu tan comercial...No me importaría disfrutarlos.

Estuve en los de Xinzo y en los de Verín...conservo las fotos en el móvil y algunas son dignas de ver...Todavía no he podido descargarlas. En cuanto lo haga, las compartiré con vosotros.

Me voy al cine...

:)