11 de abril de 2007

Casi en el fin del mundo...


En la Costa de la Muerte, donde el silencio choca con el ruido de las olas al romper...

Y testigos son esas cruces que aparecen entre las rocas, ya casi de una forma natural, mezclándose con un paisaje a veces bello y a veces siniestro...

2 comentarios:

El mendigo dijo...

Paraaaaaaa.

yastabién!

Deja de postear un ratito, por Dios! Que así no me va a dar tiempo a ponerme al día, antes de marcharme.

Estás montando un chiringo la mar apañadito. La jefa puede estar contenta ;)

Campurriana dijo...

Aun te faltan por criticar muchas entradas...

¡A ver qué va a ser esto!...

No decaigas, Mendiguiño...

;)