23 de octubre de 2007

El arte de las naturalezas muertas


Antes no apreciaba los bodegones...
Ahora he aprendido a valorarlos y a mirarlos con unos ojos mucho más agradecidos...
Realmente, se merecen mucho más...

3 comentarios:

El mendigo dijo...

Es la pintura de lo común, sin tiempo, sin historia, sin discurso, sin mensaje.

Es una poesía a lo cotidiano.

Campurriana dijo...

Me gusta, Mendiguiño...ese homenaje a lo cotidiano...

No hay algo más bonito que la naturalidad y lo cotidiano; ese azucarero descascarillado que has visto desde niño...
(el otro día no fui capaz de tirarlo)...

El mendigo dijo...

Hiciste bien.

;)