9 de diciembre de 2013

Serrapio

Me gustaron las fotografías que vi esta mañana pertenecientes a uno de los álbumes de La Voz de Galicia. La historia de la noticia seguramente esté decorada con imaginación periodística y escritura, pero creo que en el fondo la sinceridad brota de ella a través de la sinceridad de sus protagonistas y lo que inspiraron a los invitados a café caliente en un día de lluvia gallego. 
Una historia como la vida. Porque todas las vidas son historias personales y es una lástima que se pierdan con el paso del tiempo.

Para eso están los testimonios prestados, regalados. Para eso y para mucho más. 
O debiera ser así aunque, es cierto, no aprendemos.












 Actualización:

Con música y con un enlace hacia la sencillez, hacia las palabras y deseos bien escritos, hacia una lección de vida; nada más y nada menos.
Gracias, Nau.

10 comentarios:

Sergio DS dijo...

Grandes fotografías que son crónica de un pueblo, de una manera de vivir. Precioso.

(Me han hecho pensar: ¿Necesitamos tanto?)

ñOCO Le bOLO dijo...


Como una crónica costumbrista... pero la realidad misma. Parecen personajes tiernos.
Buen reportaje Campu

· bicos

· CR · & · LMA ·


Campurriana Campu dijo...

No necesitamos prácticamente nada material, Sergio. Sí mucho cariño pero nada material prácticamente...
Uy! ya lo he dicho...
;)

Ñoco, a mí me inspiraron. Felicidades a La Voz y a su fotógrafo.

Pedro Ojeda Escudero dijo...

El periodismo es esto también. Mejor que tanta repetición de noticias, ¿no?
Besos.

Campurriana Campu dijo...

Mucho mejor, Pedro. Éstas nos enriquecen, nos hacen meditar...nos inspiran.
La vida no es tan complicada.
Se trata sólo de vivir, de saborear hasta el final todo lo que nos regala.

Jota Ele dijo...

Una historia llena de ternura y enseñanzas para todos. Una historia de lucha contra el "progreso" y a favor de la tierra y el hogar.

Sencillamente emocionante.

Además, enriquecida con Georges Moustaki. ¿Qué más podemos pedir de ti, Campu?

Como cantaba Alberto Cortéz, a mi también me gustan las canciones en francés.

Gracias por esta entrada.

Besos.

TORO SALVAJE dijo...

Tan entrañables que suspiro...

Besos.

Silvina Soave dijo...

Encantadoras estas fotografías!!!Es un placer pasar por aquí.
Abrazos desde Argentina.

Juan Nadie dijo...

"Ata que a auga chegue á porta, de aquí non marchamos."
Con un par. ¿Por qué tendrían que irse? ¿Y adónde?

Campurriana Campu dijo...

Jota Ele, a estas personas, sin duda, les cundirá más la vida. Esa lentitud deliciosa del paso del tiempo en lugares como éste...

Toro, espero que sea un suspiro de los buenos.

Silvina, mando otro abrazo de vuelta a esas tierras argentinas que algún día desearía conocer...

Juan, eso digo yo.