28 de julio de 2014

Cuando me muera, que hagan lo que quieran conmigo



Vaya, que no quiero complicarle la vida a nadie cuando llegue ese momento. Pienso que los muertos estarán con los vivos mientras éstos los recuerden con cariño; incluso, estarán con los vivos que no han conocido personalmente, si otros han transmitido sus experiencias personales a los más jóvenes y han sabido transmitirlas.

Lo de las flores en las tumbas es bonito pero no es necesario. Es más bonito recordarlos cuando las vemos en cualquier rincón del mundo, cuando observamos la belleza que nos rodea y nos acordamos de nuestros muertos y los echamos de menos.

3 comentarios:

Ripley dijo...

Cierto. Lo de las flores es una barbaridad, les quitan la vida para "adornar", incluso para "enamorar" pero todo el mundo asume que eso está bien ¿por que? y ¿por que está bien matar moscas y mosquitos o cucarachas? No he visto ninguna ONG que se dedique a su defensa.

En cuanto a lo otro ya lo tengo todo escrito para cuando llegue el momento. Donación de órganos y como no tendré familia cercana pues mis tías y mi padre pasan ya de los 85, pues a una fosa común si tal cosa sigue existiendo.

Seré un cadáver que nadie reclamará.

Besos

Douce y el Náufrago dijo...

Personalmente, no me gustan ceremonias de ningún tipo, sólo los familiares más próximos.

No me gusta hablar de este tema. Douce, está en casa.

Lo siento, Campu.

Campurriana Campu dijo...

Ripley, lo de los mosquitos...yo si pillo a uno lo mato porque me acribillan por las noches...
No puedo evitarlo. Y qué rabia me da cuando dejan un rastro de sangre sobre la pared de la habitación...

Respecto a lo que comentas sobre la muerte, yo creo que lo importante es lo que vivimos, Ripley. Lo demás...pasaremos a ser polvo como el que se entierra rodeado de oro del de verdad. Y bendito polvo porque seguiremos formando parte de algo...hasta físicamente...

Nau, estoy de acuerdo contigo. Y también comprendo lo que dices. Si Douce está en casa es porque os hace sentir bien y eso basta. Yo pienso que siempre estaría en casa...aunque no estuviese...ya me entiendes.

Lo importante es hacer las cosas que hagan a uno sentirse bien. Cada persona es un mundo. Hay que saber comprender todas las opciones y más en temas tan delicados.

También creo que la muerte no se trata como debiera. Me refiero al tema de la muerte. Somos una sociedad que negamos tantas cosas que por el camino nos perdemos otras por este motivo...