28 de marzo de 2013

De las distintas visiones de "A Cidade da Cultura"...


Hace algún tiempo, puse una entrada relacionada con esta extraña ciudad en el blog, que estos días vuelve a ser noticia.

Hoy sigo pensando que estas fachadas recuerdan a demasiados desaguisados para muchos y otros tantos "guisados" para unos pocos que salieron beneficiados de la gran idea. Es cierto; quizá en algún momento futuro sean una referencia para agradecer por parte de todos pero, hoy por hoy, muchos gallegos vemos este voluptuoso monumento, que nos observa desde todas partes, como una enorme lengua que brota de una boca burlona.

Dejo aquí otro punto de vista que también, desde el mío, tiene algún sentido. El problema, supongo, los tiempos que vivimos...

¿Fue un error la catedral?, de Carlos Luis Rodríguez.

Nota: la fotografía, recién salida de la cámara con A Cidade da Cultura al fondo.

5 comentarios:

Jota Ele dijo...

No me encuentro capacitado para opinar sobre "A Cidade da Cultura" porque no la he visto "in situ", así que me fío de tu criterio por lo que la pongo en cuarentena.

Pero sí me encuentro capacitado para para agradecerte de todo corazón tu cariñoso comentario en mi blog que se encuentra en "stand by".

Como todo hijo de vecino, sufro la crisis que nos azota, además de asistir atónito a todo lo que está sucediendo y que falta por suceder en nuestro país, (me refiero a España, naturalmente, (conviene en estos tiempos puntualizar a qué nos referimos exactamente cuando hablamos de "país" o "nación"), y esta vieja chocha que es la pobre y depauperada Europa.

Créeme que ya me ha pillado demasiado mayor pero, si fuera más joven, huiría despavorido a la Polinesia, por poner un ejemplo de un lugar lo suficientemente lejano, para no ver lo que estoy viendo.

A veces me siento tentado de retomar mis blogs pero, por el momento, lo dejaré estar. Esperaré a que salga el sol si es que sale alguna vez con tantos sinvergüenzas, tantos golfos, tantos ladrones sobrevolando nuestros cielos.

De verdad, muchas gracias, Campu. Aunque no me puedo quejar, personas como tu me alegráis la vida. Y eso que no me hiciste ni caso cuando te insté a verte con ese bikini. ¿Recuerdas? Seguro que mi alegría hubiese sido mucho mayor.

Un beso muy fuerte.

Campurriana Campu dijo...

Jota Ele, me alegro de leerte aunque sea con cierta preocupación, por otro lado muy lógica, por la situación de esta España herida que estamos sufriendo todos en mayor o menor medida.

Yo espero que termine saliendo el sol pero soy consciente de que este chaparrón va a durar y durar y las cosas, efectivamente, no volverán a ser como antes (esa alegría, ese creer que todos somos iguales cuando no lo somos). Quiero pensar que algo aprenderemos de todo esto, quiero pensar que algo en limpio sacaremos de tanto absurdo creado por nosotros mismos. Parece que nos olvidamos de que la vida es finita, que no estamos aquí sólo para consumir y dar beneficios a unos pocos...nos olvidamos de lo esencial tantas veces...

Hoy, para seguir con humor, me han envidado este vídeo por correo:

http://www.youtube.com/watch_popup?v=CEg1vTuTrFM

Lo cierto es que, a pesar del poso, sí me ha regalado alguna sonrisa. No profundizemos, claro.... Por un momento, no profundizemos.

Me alegro de leerte, Jota Ele. Vuelve cuando lo desees. Es lo bueno de las bitácoras y los bitacoreros...
Felices días.

Por cierto, pienso regresar a la capital en breve. Se echa de menos este Madrid...

Campurriana Campu dijo...

¿Profundizemos?...estaría pensando en ZP...

:)

ñOCO Le bOLO dijo...


Hablar con conocimiento de causa no es fácil.
Estuve allí y voces críticas me hablaron del despilfarro, de los despilfarros, de la difícil posibilidad de darle utilidad...
En cualquier caso, estoy en contra de esa asociación depredadora de políticos y arquitectos estrella que a costa del erario público hacen obras en honor y gloria de dios, siendo dios ellos mismos.
Esos políticos, sobran. esos arquitectos, debieran pagarnos por dejarles lucir sus habilidades y satisfacer su ego.

· bicos

· CR · & · LMA ·


Campurriana Campu dijo...

Totalmente de acuerdo contigo, Ñoco. Esa combinación me pone mala!!!