30 de septiembre de 2014

Vuelven las entrevistas



Y, es verdad, unas llegan más que otras. Curiosamente, y aunque ya sabemos que esto sigue siendo televisión, las que más "tocan" son las sinceras de verdad, las relajadas, las que podrían haber transcurrido en un lugar íntimo, en una mesa de la esquina más oscura de un café de otoño.

Ahora, tan acostumbrados a los disfraces y a las mentiras, estas palabras son como un soplo de aire fresco, de esperanza. 

Gracias, Pedro.
Gracias, Risto.

A pesar de la televisión.

9 comentarios:

Ripley dijo...

uff!! Que difici de comentar.

Escalofriante Campu. Cuando he visto a Jesús Rollán no he podido evitar emocionarme. Yo tiendo a la depresión que ya es crónica, Pedro dice que tardó o que lleva 11 años luchando por salir de lo suyo. Llevo 16 en tratamiento, nunca he bebido ni fumado ni mucho menos he tonteado con las drogas, hay un momento en que dice: "dignidad 0" a eso te lleva la autodestrucción. Jesús Rollán, el mejor portero de waterpolo de la historia era un ser débil mentalmente, muy emocional y sensible me identifico mucho con él.

En mi caso nunca superaré el divorcio ni la pérdida de mi hija, y posterior fallecimiento de su madre la mujer de mi vida, ni lo superaré. Hay cosas para las que este mundo nuestro no deja puertas abiertas.

Jesús se marchó con 37 años, he visto la entrevista gracias al enlace que has puesto. Pero esto es mas que una entrevista toda una confesión, un Risto muy contenido apenas abre la boca y deja hablar a Pedro. Se le nota que tiene la necesidad de regeneración como persona pero cuando miras atrás de esa forma, caray me ha dejado K.O.

Creo que en vez de tanta educación para la tontería en los colegios deberían poner cosas como esta.

un beso al filo de las cuatro.

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Seguimos necesitando de la vida abierta y sincera, de las opiniones que nacen de dentro. Quizá necesitemos más hablar, más sosiego, más escuchar al otro.
Besos.

Ripley dijo...

No le quepa la menor duda Sr. Ojeda, no puedo disimular mi admiración por su manera de decir tanto en tan poco espacio. "El quizá", por cierto muy bien escrito; la mayoría lo hace mal añadiendo una "s" pero ya estoy divagando, a lo que voy es que ese "Quizá" debería ocupar un espacio en los colegios. Fíjese lo que le digo, por encima de las matemáticas. Es lo mas resumido que he podido.

Saludos

Campurriana Campu dijo...

Necesitamos sinceridad, naturalidad. Más que nunca.
Ripley, "quizás" también es una forma válida. Al menos, lo era cuando yo estudiaba...

Ripley dijo...

cuando yo estudiaba las palabras se acentuaban, ahora si lo haces, los correctores informáticos te dicen que ya no hace falta y te la subrayan en rojo para corregirla. En el libro de mi abuelo hay muchas palabras que yo desconocía, suelo usar mucho el diccionario y ¿sabes que? en las mas cotidiáneas, aquellas de uso común que él acentuaba ahora resulta que según los académicos no hace falta. Los mismos académicos que han registrado sin ningún rubor y han aceptado en nuestra lengua, que es la de Cervantes algo tan estúpido como "guasapear". Sí, así escrito, con dos cojones.

Cosas veredes.
nas madrugadas, hoy me acuesto antes que mañana tengo cosas que hacer. Aunque no comentes me gustaría que vieras mi última entrada.

besos

Ripley dijo...

OLvidé mencionar a Antonio de Nebrija, tenía la idea en mente pero cuando quise escribirlo, mi memoria borró su nombre.

Campurriana Campu dijo...

Hay que cuidar la ortografía. Es uno de nuestros "oros". El castellano es el idioma más rico que conozco. Dicen que es el más rico...

Está claro, visto lo visto, que no hemos sabido defenderlo como merece. Quizá, es por la calidad de sus utilizadores aunque seamos tantos.
Los otros han sido más listos.

Ripley dijo...

Desde luego que no lo cuidamos sino que lo despreciamos. En Filipinas nada se hizo para defenderlo y en Guinea Ecuatorial tampoco.

EEUU es el país donde mas se habla el español, le sigue México y después nosotros.

Según dicen los que saben, el mejor español del mundo se habla en Colombia.

Cualquier hispano, -que no latino-, habla y tiene una riqueza de vocabulario infinitamente superior a nosotros. Conozco y trato regularmente con personas de Venezuela, Colombia, Argentina, Perú, Ecuador, México, Cuba y Costa Rica. ¡Que envidia!

A unos solo les importa el adoctrinamiento y el odio, a otros simplemente la economía.

¿Que nos queda Campu? Dicen que cada pueblo tiene los gobernantes que merece, creo que esta frase va ligada al tiempo del momento en que se viva. Y el actual aquí en España es esperpéntico. Sí, he puesto el acento y como era de esperar la palabra aparece subrayada.

Besos

Campurriana Campu dijo...

Nunca había escuchado eso, Ripley. Había escuchado que el mejor castellano era el de Valladolid. Pero, claro, castellano de Castilla. No sé si andará por ahí la clave.

En este sentido, somos tantos y tontos. No defendemos lo nuestro. No sabemos defenderlo. No hemos sabido.