6 de enero de 2015

Volver a los Reyes Magos...



Sin duda, es lo que más deseo. Volver a los Reyes Magos. Los Reyes Magos de esas imágenes acogedoras en el mullido Portal de Belén, que recibe a todos aquéllos que desean acercarse. Con regalos sencillos o, mejor aún, sin regalos. Con recogimiento, con calidez, con una dulce sensación de regreso a aquello que parece haberse perdido en tantas ocasiones. En otras, no; se presenta como la sonrisa de un anciano que recuerda una experiencia vivida o un deseo que nunca llegó a cumplirse.

2 comentarios:

Ripley dijo...

Buenos días muchachita. ¡Vivan los Reyes Magos y los belenes!

Que nadie pierda de vista que estos días hemos estado celebrando el cumpleaños del niño Jesús, un acontecimiento histórico real que cambiaría para siempre la vida en el mundo.

Y aquí vienen las preguntas.

¿Como explican los no creyentes a sus hijos por qué el día 6 de enero se encuentran la casa llena de juguetes?
¿Que se les dice? ¿Por que han de escribir una carta a los Reyes Magos?¿Le habrán traído algo a Pablo Iglesias o a los hijos de Llamazares? ¿Se comerán el Roscón?

Por eso es necesario enseñar religión en los colegios, no con ninguna intención evangelizadora sino simple y llanamente como hecho histórico. Luego cada cual que actúe como le de la regalada gana pero la historia hay que conocerla. No se puede jugar al fútbol con reglas del baloncesto.

¿Por que los gringos celegran el día de acción de gracias y nosotros no? Pues porque historicamente tienen sus razones que se remontan a los primeros ingleses que llegaron a las costas norteamericanas a bordo del Mayflower huyendo de la persecución religiosa en su país. Ocurrió en fecha tan tardía como 1620. ¿Existe una leyenda negra inglesa? Ah que no. Pues motivos fundados hay, como también para franceses, holandeses y portugueses.

Pero esa es ya otra historia.

un beso y espero que estés mejorando.

Campurriana Campu dijo...

Te respondí en una ocasión a este comentario, Ripley. Fue con la tableta y se largó al limbo.

Creo que tenemos que defender las tradiciones sabiendo qué son, respetando las épocas, avanzando si es necesario pero, siempre, conservándolas de alguna manera.

Al hilo de lo de la Semana Santa y "Podemos"...por poner un ejemplo...