28 de mayo de 2017

First Dates con Carlos Sobera




A Carlos Sobera no lo soportaba en televisión hasta ahora; el momento en el que ha aportado, con indudable acierto, un pedazo corazoncito a nuestra caja tonta y a nuestra vida. 
Tendrá sus fallos el programa, pero hay que reconocerle el mérito. Cuando hablo de fallos, me refiero, sobre todo, a las sobreactuaciones de sus protagonistas, buscadores de amor a toda costa. O de lo que haga falta, claro...

Sobran, desde mi punto de vista, los momentos poco creíbles. Y faltan los suavemente naturales, los que se confundirían con realidad en un restaurante cualquiera de cualquier ciudad.

Pero quedémonos con la esencia del programa, o lo que quiero ver yo como esencia; hay muchas soledades deseosas de caricias ahí fuera. Personas que valen su peso en oro y no encuentran esa agarradera de la vida para asirse en momentos dulces y no tan dulces. Si lo pensamos, es difícil encontrar ese amor ansiado. Más, cuando se advierte desesperación, desesperanza por "atoparlo". La edad lo complica aún más todo porque ya venimos con mochila a la espalda. Y no sólo mochila física, por supuesto. La vida, lo sabemos, nos carga de mochilas, que debemos aprender a relativizar de alguna manera, para que no nos condicionen el viaje.

Está claro que, con predisposición, todo se encuentra más fácilmente. Una predisposición positiva, amable, sensual si se tercia, y generosa. Después de todo, el amor es compartir, facilitar la vida al otro, aportar y no destruir. 

Sin amor no podemos vivir. Pero el amor no sólo debe traducirse en pareja, aunque a nadie le amarga un dulce si esa pareja cumple requisitos. No lo vamos a negar porque estaríamos engañándonos a nosotros mismos.

El ser humano no ha nacido para estar solo. Bien lo sabemos todos. Carlos Sobera y su equipo también.

Felicidades.

6 comentarios:

VENTANA DE FOTO dijo...

Lo suelo ver a ratos, siempre que no coincida con un serie que sigo o alguna película interesante.

La soledad es el gran problema de muchas personas , ya sean jóvenes o mayores.

Besos

Matías dijo...

Para mi Carlos Sobera es un gran presentador, todos sus programas tuvieron mucha audiencia, este último solo lo he visto dos veces, creo que también será un éxito.
Saludos.

Campurriana Campu dijo...

Ventana, estamos rodeados de soledades que tenemos que aprender a gestionar.

Matías, no dudo de la valía de este presentador. Se me hacía pesado en aquellos programas pero...unas cosas no quitan otras.
Él da valor a este programa. Aquí no le pongo ningún pero.

Pedro Ojeda Escudero dijo...

A mi madre le encanta. Todo mi respeto, entonces, por este programa.

esteban lob dijo...

No lo conozco Campurriana, pero aquí en Chile hay programas similares que son por lo general muy sobreactuados. Comparto tus conceptos acerca de la soledad.

Un beso austral.

Campurriana Campu dijo...

Pedro, no hay razón más poderosa que ésa.

Esteban, vivimos en una sociedad cada vez más sobreactuada. Los morritos de los selfies son la prueba irrefutable.