16 de julio de 2015

Omar Sharif y su mirada


Nos quedaremos con su mirada. Para siempre.
No quería dejar de despedirme de un actor entrañable. Siempre recordaré la también entrañable filosofía de la película "El señor Ibrahim y las flores del Corán".
Se van las personas pero permanecen sus regalos. Él, verdaderamente, nos dejó un gran regalo.

Hasta siempre, Omar.
Te seguiremos recordando con mucho cariño y mucho agradecimiento.